PP Balears

OPINIONES PP BALEARS

08/03/18
Opinión

Dando pasos hacia una igualdad real

Hoy, 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, es un día para que hombres y mujeres, todos juntos, sin enarbolar banderas sexistas ni partidismo político, reflexionemos sobre las formas de alcanzar una igualdad plena y, a la vez, adquirir nuevos compromisos que faciliten el empoderamiento de las mujeres.
Hoy en día, la mujer está plenamente incorporada al mundo laboral, pero persisten diferencias evidentes entre mujeres y hombres. Es cierto que hay más mujeres trabajando que nunca en España y que 5,5 millones de mujeres lo hacen con contratos indefinidos. Pero es justo reconocer que el acceso a un puesto de trabajo sigue siendo desigual en muchos casos y que la contratación más precaria la sufren las mujeres, así como la mayoría de contratos a tiempo parcial y de más corta duración.
Otro de los problemas evidentes es la brecha salarial que existe entre hombres y mujeres, aunque sea una evidencia su reducción en 4,5 puntos desde 2012, situándose en el 14,2%, por debajo de la media europea, según los últimos datos de Eurostat. También se ha reducido la brecha de las pensionistas, gracias al complemento por maternidad aprobado por el Gobierno recientemente, que ha supuesto un incremento del 15% en las pensiones para las mujeres que han trabajado fuera de casa y han tenido hijos. Seguimos avanzando, pero no debemos caer en la autocomplacencia, porque persisten desigualdades y debemos afrontarlas con compromiso y determinación.
Precisamente, por esa masiva incorporación de la mujer al mundo laboral, es necesario profundizar en los recursos de apoyo para las mujeres y hombres trabajadores. Me refiero a facilitar, con ayudas fiscales, el acceso a guarderías o centros de día para personas dependientes. Con horarios y días adaptados a las necesidades de los padres y madres que trabajan. Incentivar la flexibilidad de las jornadas laborales en el ámbito empresarial. Apostar por el teletrabajo. Implantar deducciones fiscales para la contratación de personas de apoyo domiciliario… Son algunas medidas necesarias e imprescindibles para ayudar a paliar desigualdades y que deben impulsarse desde los diferentes niveles de la administración.
Pero, sin duda, la principal brecha que se mantiene hoy en día en una sociedad moderna y como la nuestra tiene que ver más con el hecho de ser madre que con el de ser mujer. Por eso, debemos seguir dando pasos para que la maternidad no suponga un coste laboral y personal para las mujeres, conscientes todos de la importancia de fomentar la natalidad para equilibrar la pirámide poblacional. En los últimos años también se ha avanzado en esta línea, pero queda bastante camino por recorrer. Hay que perseverar en medidas de corresponsabilidad para que la maternidad no signifique un parón obligado en la vida profesional de la madre. Medidas como ampliar el permiso de maternidad e incentivar que los padres se acojan y disfruten del de paternidad en mayor número que ahora.
La violencia de género es otra realidad negativa que golpea a las mujeres y que requiere medidas severas medidas preventivas que van desde el ámbito educativo hasta un mayor control de los contenidos en las televisiones o en internet. El Pacto de Estado alcanzado el año pasado es un primer paso para comprometer a toda la sociedad en la erradicación de esta lacra.
La situación de las mujeres en España, según todas las estadísticas de organismos internacionales, es de las mejores del mundo, sin que ello signifique conformarse y renunciar a seguir mejorando, como decía antes. Por eso, frente a quienes quieren verlo todo negro, la celebración del Día Internacional de la Mujer debe servir, por supuesto, para seguir reclamando medidas para alcanzar la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, pero también para resaltar lo conseguido hasta ahora.

Etiquetas:

Partido