PP Balears

El PTI del tripartito quiere prohibir circular a autobuses y camiones por la Me-1 y desviarlos por el Camí den Kane

• La carretera general soporta en verano cuatro veces más tráfico de lo que se considera en España una IMD alta

El avance del PTI presentado recientemente tiene la solución para acabar con la saturación de la carretera sin ampliarla: prohibir circular a camiones y autobuses cuando la carretera esté saturada.

En la página 188 del avance dice textualmente: “Limitación y restricciones del acceso de los vehículos pesados a la carretera Me-1 en aquellos tramos cuya intensidad alcance valores altos cercanos a la capacidad de la vía, planteados en temporada alta y en las franjas horarias de mayor afluencia de vehículos. En todo caso, y en cumplimiento del ‘Reglamento General de Circulación para la aplicación y desarrollo del texto articulado de la Ley sobre tráfico’ será necesario fijar y señalizar itinerarios alternativos”.

Así pues, las únicas alternativas posibles a la carretera general es desviar el tráfico entre Mahón y Es Mercadal por el Camí den Kane y de Es Mercadal a Ferreries, por la carretera des Migjorn. De Ferreries a Ciutadella no hay ruta alternativa.

“Claramente es peor el remedio que la enfermedad, ya que es del todo inviable por la naturaleza de la vía que el Camí del Kane y la vía de Es Mercadal-Migjorn y de Es Migjorn-Ferreries sirvan para asumir el tráfico de autobuses y camiones”, reflexiona la portavoz del Grupo Popular en el Consell Insular, Salomé Cabrera.
“Es una propuesta que se descalifica por sí sola”, añade.

En la línea de todo el documento, el avance no concreta ningún dato adicional más. No indica cuáles son para el equipo redactor los “valores cercanos a la capacidad de la vía”, ni tampoco indica cuáles son los “itinerarios alternativos”.

Nada dice tampoco en relación a los tramos afectados ni a las franjas horarias.
No obstante, el hecho de incluir esta afirmación en el documento de avance como una de las propuestas estrella de la solución a los problemas de la carretera permite intuir que ésta es una alternativa real a un problema evidente. Y que no se trata de una broma de mal gusto o una ocurrencia.

El artículo 37.4 del Reglamento General de Circulación dice textualmente según recoge el propio avance: “El organismo autónomo Jefatura Central del Tráfico o, en su caso, la autoridad autonómica o local responsable de la regulación del tráfico, así como los organismos titulares de las vías, podrán imponer restricciones o limitaciones a la circulación por razones de seguridad vial o fluidez del tráfico, a petición del titular de la vía o de otras entidades, …, y quedará obligado el peticionario a la señalización del correspondiente itinerario alternativo fijado por la autoridad de tráfico, en todo su recorrido”.

Los datos recogidos en el propio avance indican hasta qué punto la carretera Me-1 está saturada.
El avance del PTI admite que en los últimos años se ha observado un “aumento considerable” de la Intensidad Media Diaria (IMD) de la carretera general, llegando en temporada alta a los casi 13.000 vehículos al día.
En la página 115, indica que hay dos franjas horarias muy calientes. De 12 a 13 horas y de 20 a 21 con más de 1.400 vehículos por hora y de 10 a 12 y de 19 a 20 horas con más de 1.200 vehículos por hora. Es decir, cinco horas al día con más de 1.200 vehículos a la hora, lo que supondría una media diaria de más de 30.000 vehículos de mantenerse la misma intensidad.

En España, se considera que una IMD comienza a ser elevada en 300 vehículos a la hora, por lo que la carretera general cuadriplica de 10 a 13 y 19 a 21 horas una IMD alta, según wikivia.org, la enciclopedia de la carretera.
Las tres estaciones de medición del tráfico instaladas en la carretera además no presentan grandes diferencias en la intensidad registrada, por lo que la saturación afecta por igual a todo el trazado. No se trata, como todos los menorquines saben, de un problema puntual.

Inseguridad por falta de “adecuaciones geométricas”

Como no podía ser de otra manera, (pág.115), el “incremento de la intensidad del tráfico en las carreteras de la isla durante la temporada alta explica en parte que, año tras año, tanto el número de accidentes como el número total de heridos sea más elevado en esta época”.
Para el equipo redactor, las causas del incremento de la peligrosidad hay que encontrarlas “en el mal estado de algunas vías o la falta de adecuaciones geométricas para adaptarse a los crecimientos del tráfico”, ya que no es proporcional el incremento de accidentes con el incremento del tráfico, según los redactores del PTI.

Etiquetas:

Menorca